2015: Obra de amor en Taiwan

FOTO

Gabriela Morales y Lidia Millán

Hola a todos, somos Lidia y Gabriela. Queremos contaros nuestra experiencia de voluntariado en Taiwan. 

Nada más llegar sentimos una extraordinaria "acogida carmelitana" llena de cariño y hospitalidad.

Llevábamos una semana cuando saltó la noticia: llegaba un tifón. Rápidamente nos unimos a las hermanas y trabajadores en las actividades de protección y posterior rehabilitación del centro. Para nosotras fue un gran impacto. Ellas nos transmitieron esa tranquilidad y organización que lleva a la calma. 

La misión de las Carmelitas Misioneras en Taiwan está coordinada por las Carmelitas Misioneras de la Provincia de Filipinas. Consiste en la atención, cuidados, supervisión, afecto, estímulos  y otras diversas actividades psico-físicas, a los 120 niños que se encuentran en el centro Francis Home Misionero, una maravillosa obra de amor y caridad para los niños con estos problemas.

A pesar de estar a  miles de km de casa, las hermanas de la comunidad, con sus mimos y cuidados, nos han hecho sentir como si en nuestra casa nos halláramos y nos ha enriquecido con su cultura, tan distinta a  la nuestra.

Nuestras tareas de trabajo, se centraron en la atención diaria y directa a las necesidades básicas de los niños. Ayudamos en el cuidado de su imagen e higiene personal, en las tomas de comidas y la administración de tratamiento médico. 

Y aunque ya teníamos experiencia de voluntariado en España, hemos sentido algo más allá: el amor a la misión, la fraternidad y la  generosidad en la convivencia con nuestros pequeños hermanos. Hemos podido apreciar la gran labor psico-social que se desarrolla allí cada día y la coordinación de los profesionales en ella: docentes, fisioterapeutas, soporte médico, espiritual, manualidades ocupacionales para el estímulo de los niños…

Hemos disfrutado también de la felicidad y el apoyo inestimable que supone el apoyo de los familiares, Prokarde, Karma, voluntarios autóctonos y aportaciones institucionales.

Hemos tenido la oportunidad de realizar visitas locales a otros lugares de la ciudad y alrededores de Chiayi, Tainan, Taipei, Taibao city, Kaohsing city. Estas visitas nos han aportado experiencias muy enriquecedoras.

Nos sentimos unidas en la oración, fraternidad y misión de estas valientes hermanas Carmelitas Misioneras. Nuestro profundo agradecimiento por darnos la oportunidad de haber vivido una de las experiencias más inolvidables de nuestra vida. Dispuestas a repetirla de nuevo.